viernes, 9 de noviembre de 2012

Tarta-bizcocho al limón



Esta receta me la ha pasado mi compi del trabajo Cri, que es una diosa de las tartas y de la cocina en general :D

Primero pongo las cantidades que ponía la receta por si queréis seguirla como originalmente era, y al final del post diré las modificaciones que he hecho yo:

INGREDIENTES
3 huevos
3 limones grandes
250 g de mantequilla
250 g de azúcar
250 g de harina
1/2 bolsa de levadura para dulces
3 cucharadas de azúcar glas + el azúcar glas necesario para hacer el glassé de encima de la tarta


PASOS
1. Rayar toda la piel de los 3 limones (yo lo he hecho con un pelapatatas y luego lo he rayado dentro de un robot para desmenuzar).
2. En un bol grandecito, batir los huevos con el azúcar hasta que quede un poco blanco (yo lo he hecho con el batidor eléctrico pero con un tenedor se puede perfectamente).
3.Añadir la piel de los limones, la mantequilla (previamente derretida en el microondas), el zumo de medio limón y batir de nuevo.
4. Mezclar la levadura con la harina en un cuenco
y añadirlo poco a poco al resto de ingredientes que teníamos en el bol. Mezclar con una cuchara de madera con movimientos suaves.
5. Encender el horno a 160-165º.
6. Pasar un trozo de mantequilla por el fondo y laterales de un recipiente para horno ( yo lo he usado circular) y echar un poco de harina por encima y moverlo para que se distribuya por todo el fondo y laterales.
7.Meter el recipiente en el horno durante 40 minutos más o menos ( de todas formas, controlarlo vosotros de vez en cuando para que no se queme, yo lo he dejado 40 min sin abrir el horno y ha sido tiempo perfecto).
8. Apartar en un vaso 4 cucharadas de zumo de limón y mezclar con unos 70 g de azúcar glas, girar hasta que se cree una pasta blanca.
9. Mezclar otras 4 cucharadas de azúcar glas con el resto del limón y quedará un líquido que se meterá con una cucharadita en los huecos que se hacen en el bizcocho cuando salga del horno después de los 40 minutos (para hacer los huecos yo he usado el mango de un pincel de cocina).
10. Dejar enfríar un minuto y echar la pasta blanca que tenemos en el vaso por encima del bizcocho y distribuirla por toda la superficie.

MIS MODIFICACIONES de cantidades:

- 150 g de azúcar ( en lugar de 250 g, personalmente adoro el amargor del limón y no soy amante de las cosas demasiado dulces, así que ajustar esta cantidad a vuestro gusto)
- 150 g de mantequilla ( en lugar de 250 g, casi por la misma razón, me gustan los dulces poco huntosos y además meter un bloque de 250 g de mantequilla me daba dolor sólo de verlo... demasiada grasa para mi gusto, pero tb depende de vosotros)
- 1 bolsa de levadura (en lugar de mitad) porque a mí no sé por qué nunca me suben los bizcochos bien así que solución: duplicar cantidades :D

Y eso es todo, yo he puesto de decoración un trozo de limón abierto en forma de espiral pero cada uno es libre de poner en práctica su propia y maravillosa imaginación.



martes, 15 de mayo de 2012

Coulant de Chocolate y Pera con Helado de Yogurt

Ha llegado el momento de un maravilloso dulce sencillo y agradecido:

Coulant de chocolate y pera con helado de yogurt

La receta del coulant es de Isasaweis (http://www.isasaweis.com/cocina-y-dietetica/recetas/dulces/video/coulant-de-chocolate), con un extra añadido: la fruta! que en este caso es pera.

La idea del helado es de mi amiga Rossella, aunque yo he añadido nata porque había leído que quedaba más gustoso (la próxima vez lo probaré sin ella porque para mi gusto quedó demasiado fuerte, prefiero sentir más el sabor del yogurt).

Para el helado he mezclado el doble de yogurt que de nata y he añadido 2 cucharadas de azucar, lo he mezclado bien y lo he metido en un recipiente de plástico (uno de helado que ya había acabado) y lo he metido en el congelador. He leído que había que darle vueltas cada media hora para que no quedara hielo, yo lo he hecho pero aún así se ha cristalizado un poco. No os preocupeis, porque igualmente está buenísimo.

Para el coulant hace falta:

4 huevos
115 g de chocolate fondant (negro)
75 g de mantequilla
75 g de azúcar
75 g de harina
cacao en polvo
tarrinas para el horno





Derretir el chocolate en el microondas (opción descongelar)
Derretir la mantequilla en el microondas (opción descongelar)
Batir los huevos en un bol junto al azúcar
Echar el chocolate derretido y la mantequilla derretida en el bol con la mezcla anterior y mezclar con una barilla
Agregar la harina con un colador (o tamizador quien tenga, yo no tenía y usé el colador echando poco a poco la harina encima y moviéndolo delicadamente) y mezclar
Engrasar las tarrinas por dentro con un trozo de mantequilla (frotar el trozo por las paredes interiores)
Echar un poco de harina (o cacao en polvo) dentro de las tarrinas y esparcirla por todas las paredes y eliminar el exceso
En este paso yo he rellenado las tarrinas con trozos de pera (ver foto)
Rellenar las tarrinas con la mezcla de chocolate, etc..
Dejar reposar 12h en el frigo o 2h en el congelador
Precalentar horno a 225 grados
Meter las tarrinas durante aproximadamente 10 minutos en el horno (es conveniente ver a los 8 minutos cómo está dándole la vuelta en un plato porque lo importante es que dentro tiene que quedar líquido). Si vemos que está demasiado poco hecho dejamos el resto unos minutos más, y si en cambio vemos que está demasiado hecho, la próxima vez lo dejamos menos tiempo.

Y voilá! los coulant listos. Se sirven en plato calientes para que el chocolate de dentro esté derretido y yo he añadido un poco de helado de yogurt casero. También podéis servirlo con nata montada o con fruta fresca. El contraste caliente/ frío es increíble.

Probadlo y contadme.




jueves, 10 de mayo de 2012

Optimismo e ilusión

Este video me lo ha recomendado mi amiga Miriam, y creo que merece ser compartido para que el mayor número de personas posible lo puedan disfrutar:


viernes, 30 de marzo de 2012

Strudel de Pimiento y Atún / Strudel di Peperoni e Tonno


Esta es la receta que haré esta noche... volved a ver el resultado y la receta que he cogido de Kanela y Limón.

Y el resultado:
E il risultato:
Y detalles en plato, estaba riquísimo :)
Dettagli in piatto, era buonissimo!
INGREDIENTES

2 tomates pequeños
1 rama de apio (no estaba en la receta original pero a mí me encanta y le ha dado un toque muy bueno)
1 cebolla
1 pimiento grande
1 pasta redonda del Lidl (porque es la más barata, quien quiera puede usar también la rectangular)
un poco de cerveza (la que se ve en la foto)
16 aceitunas (las mías no rellenas porque en Italia no existen, pero también se pueden usar las rellenas españolas de atún o pimiento)
1 lata de atún de 150g
1 pizca de azúcar (yo no he echado sal porque el atún en lata ya es salado y a mí me gustan las cosas sin sal, pero quien quiera puede añadir un poco de sal) 
orégano
sésamo (yo tengo aún un tarro de Hacendado, que lo he traído de España y es muy útil, igual al de las especias pero con sésamo)
mucho amor  :)

Se echa el aceite del atún (si es lata en aceite de oliva) en la sartén y se calienta. Se corta la cebolla y el apio en trozos pequeños y se pone a pochar en la sartén donde tenemos el aceite. Se corta el pimiento en cuadrados pequeños y se echa a la sartén junto a la cebolla y apio pochados. Se deja a fuego medio hasta que el pimiento esté un poco blando, entonces echamos los tomates que habremos cortado en trozos pequeños antes (yo he echado una pizca de azúcar porque neutraliza el ácido de los tomates). Cuando veamos que todo está blando y mezclado bien, echamos las aceitunas cortadas en trozos (2 o 3 trozos por aceituna va genial) y el atún en la sartén junto al resto de ingredientes. Damos vuelta y dejamos que se poche dos minutos más, echamos el orégano por encima y por último la cerveza (también se puede usar vino blanco como lo hace Kanela y Limón, pero yo tenía cerveza y probé y queda buenísimo, ya me diréis los que probéis con vino blanco...). Se deja que absorva la cerveza y se apaga el fuego. Se deja enfríar.
Yo como tenía masa redonda, he amasado con un vaso de cristal que sea plano (sin relieve) porque no tengo 'martello' (se llama así en Italiano, rodillo en español) para amasar (también muchas veces uso una botella de cristal limpia o un tarro de cristal liso). Y le he dado forma rectangular, cuanto he podido :)
Quien tenga masa rectangular se ahorra este paso.

Cuando tengamos la masa rectangular la doblamos a la mitad ( a lo largo) y desdoblamos. Hacemos esto para marcar sólo la mitad. En una mitad de la masa ponemos encima la mezcla de ingredientes (cuando estén fríos) y cubrimos con la otra mitad (en esta mitad habremos hecho cortes como se ve en la foto). Para cerrar la mitad, yo he unido la masa haciendo pequeñas presiones y torciendo un poco la masa para que quede bien cerrada. 
La pintamos con un huevo batido (yo no he usado todo el huevo batido, no hace falta que lo pongáis todo pero sí que quede bien bañado porque esto es lo que le dará el color dorado luego). Después de pintarlo así (yo uso un pincel de cocina pero quien no tenga puede hacerlo con una cucharilla), le echamos las semillas de sésamo por encima, en la foto se ve la cantidad, a mí me encanta el sésamo y he abundado, pero quien quiera puede poner más o menos.
Lo ponemos en una bandeja de horno sobre papel de horno (yo he usado el mismo papel de horno que trae la masa del Lidl) y metemos en el horno a 200 Cº (lo encendemos 5 minutos antes a 200 Cº, para que esté precalentado cuando lo metamos).
Lo dejamos en el horno hasta que esté dorado. Si lo sacamos del horno y cortamos un poco y vemos que la masa no está bien hecha, podemos meterlo un poco más, controlando de vez en cuando, tapado con papel de albal (para que no se dore/queme más :). Yo tuve que meterlo por segunda vez así, pero después quedó buenísimo. Así que ahora sólo queda probarlo también vosotros.

Ya me contaréis.




 


miércoles, 21 de marzo de 2012

El  título es de una estrofa  de una canción que  escuché  por la  radio  hace  años  y que  me  cautivó (incluso  mi ipad lleva  grabada la frase).  No sé el  autor ni el  título de la canción,  quizás  alguien me lo sepa  decir, pero  como  las cosas  que  sobreviven  mejor, esta frase sólo la oí una vez y nadie dijo  su nombre...